Button Styles

Estoy tan nerviosa que he empezado a escribir el post en la sala de espera..

image

Este sitio es muy acogedor por sus colores neutros, la luz natural que entra por los ventanales y el hilo musical con melodías suaves.
También tienen una televisión que intercala  imágenes relajantes del  océano, de la nieve, de playas paradisíacas, de atardeceres, etc, con consejos y recreaciones de tratamientos bucodentales.
Después de un rato estoy empezando a pensar que el hilo musical no lo es, sino que la musica acompaña a las imágenes de la tele.
Hay revistas de todo tipo para que les eches un vistazo y un rincón para las más pequeños.

image

En el verano estuve visitando un montón de consultas y ésta fue la que más me gustó. Por todo, las chicas que me atendieron fueron estupendas, me tranquilizaron en cuanto a mi miedo al dolor, daban facilidades de pago…. Y el lunes 4, nada más empezar el año, para cumplir pronto mis propósitos, vine a pedir cita.
Y aquí estoy… Sin quitarme el abrigo aún porque me he puesto a escribir… Jajaja…
Tengo ganas de fumar, pero no lo he hecho antes de entrar porque me acabo de lavar los dientes antes salir de casa.
Entro a trabajar a las 13:30, espero que Mr de tiempo al café y al cigarro pre-curro.
Uno de mis propósitos del 2015 fue dejar de fumar. Lo conseguí durante 9 meses casi, porque a finales de septiembre volví a fumar. Me voy a dar un tiempo y lo volveré a intentar durante este año o como propósito del 2017.

Vienen ya a por mi.

Bueno, vamos al lío… Que ya he salido… Y no ha sido para tanto… Al menos hoy…

Primero las radiografías y quitarme los 5 pendientes que llevo en las orejas. Me podrían haber avisado mientras esperaba o haber pensado yo en ello. Porque me he puesto hasta nerviosa y no era capaz de desenroscar las tuercas.

image

El piercing que llevo en el tragus no me lo he podido quitar porque llevo el que me pusieron al principio, tiene chapa en la parte de dentro y bolita por fuera pero me tiene que ayudar a quitármelo. Menos mal que en las radiografías ha salido fuera de los dientes y no ha habido que repetirlas.
Primero me ha hecho la que tienes que morder el palito de plástico y la máquina da vueltas a tu alrededor y luego una en la que tienes que apoyar la frente en un palito y te sujetan la cabeza con una especie de auriculares. Ésta última no me la habían hecho nunca, así que al principio ha sido un poco extraño.

Luego revisión de la boca con los espejitos y demás. La ortodoncista me ha preguntado porque quiero ponerme la ortodoncia y le he dicho que tenía los incisivos torcidos y se me metía un montón la comida y que quería que me los pusiera derechitos.

Luego todas las fotos de pie. De frente, de lado y mirando hacia el horizonte. Con la boca cerrada, la boca abierta y sonriendo a tope. Una vez hechas estas fotos hemos quedado en que tenemos que echar los incisivos laterales para atrás y “desretorcerlos”, los incisivos hay que echarlos para alante, que los dientes de arriba no me van a tapar tanto los dientes de abajo y que, cuando sonría, no se me van a ver tanto las encías superiores ( Tiere me llama enciotas).

Después las fotos de dentro de la boca. Ha sido lo peor de toda la consulta. Primero por los fórceps que te te abren los labios para ver mejor. Al principio, para las fotos de fuera de la boca, los he sujetado yo y ni tan mal…. Pero para hacer las fotos de dentro de la boca me han tumbado ( si no tengo la cabeza un poco alta me mareo, así que doble mala sensación) y ha venido otra de las chicas para sujetar los fórceps y me han metido un espejo que me rozaba en los carrillos… Joder… Lo he pasado fatal ahí…

Después de las fotos horribles me ha levantado la silla y mientas se me pasaba el mareo (se lo he dicho para que no se asustara) ha estado preparando la pasta de los moldes. Es una pasta viscosa que ponen en un molde de metal que te meten en la boca y lo sujetan un poquito hasta que se endurece la pasta. La ortodoncista me ha dicho que hay gente que lo pasa fatal en esta parte porque tienen el paladar blando más adelantado y les dan náuseas. Pero la verdad es que no ha sido tan horrible. Ha sido como meterme un trozo de plastelina en la boca, lo único que se ha puesto dura y ha habido que hacer un poco de fuerza para sacarla. Y la verdad es que no tenía mal sabor, así que sin problema. Lo único malo es que se me han quedado trozos pegados entre los dientes y algunos pegados en la cara, que me ha limpiado la ortodoncista con una toallita y me he sentido como una niña pequeña.

La fecha de la próxima visita…. Todavía no tengo los horarios del trabajo, así que me han dado el 4 de febrero y se lo tengo que decir a Mortadelo para que me lo de libre.

Cosas importantes en la próxima visita: me van a poner solamente una de las filas, me darán una lista de alimentos prohibidos, me enseñaran a cepillarse bien los dientes y un aparato que expulsa agua a presión en lugar del hilo dental (que no puedo usar porque estarán los hierros y no pasa), me darán el presupuesto final.

Ah! Si! Coste de la primera visita 101,25.

Estaba muy nerviosa, pero al final no ha sido para tanto. Espero que el resto de visitas sean igual.